The Ultimate Amazing Spiderman

Tal vez piensen que me equivoqué con el título de esta review, pero la verdad es que siento que esta película cumple en la franquicia del héroe arácnido la misma función que la línea Ultimate tuvo en el universo Marvel a comienzos del siglo. Para los que no sepan, en el año 2000 Marvel Comics decidió que su universo  necesitaba un reinicio con el fin de reencantar a nuevos lectores. Coincidentemente  la publicación usada como punta de lanza para esta especie de reboot (palabra muy usada en estos días para referirse al héroe arácnido) fue precisamente Spiderman.

Tal como ese experimento de Marvel Comics esta nueva película del director Mark Webb (nombre más que adecuado para dirigir una película de Spiderman) supone un reinicio de la franquicia con un nuevo punto de vista y con otro enfoque tal vez un poco más juvenil, pero que de ninguna manera le resta méritos a esta nueva aventura del héroe arácnido. Estableciendo paralelos con el comic esta película contiene elementos de la línea Ultimate de Spiderman (Peter aún en el colegio, Spiderman como una especia de vigilante, más que un héroe consagrado, las referencias a la biotecnología) junto con aspectos del universo clásico (la aparición de los webshooters, que los más fanáticos estábamos ansiosos por ver, la aparición de Gwen Stacy como la primera novia de Spiderman y del Lagarto como primer enemigo del arácnido). Esta mezcla en ningún momento parece forzosa, más bien da una nueva frescura a la saga dándole un tono más adulto y alejándola completamente del ambiente colorido impreso en la anterior saga de Sam Raimi.

Pero la diferencia entre esta película y la realizada por el también director de Evil Dead, van mucho más allá del aspecto estético. Marc Webb trata de contar la historia de Spiderman en un tono mucho más adulto. Profundizando en las relaciones entre los personajes y dándole mucho más peso y más respaldo a sus acciones y reacciones. Notable es el primer acto de la película, donde se presentan a los personajes. Es un arco argumental enorme que puede llegar a sentirse como una especie de Deja Vu, ya que todo lo que se cuenta acerca de los orígenes de Spiderman parece haber sido visto ya en la primera película allá por el 2001. Pero al mismo tiempo se siente diferente por el enfoque que el director decidió darle a la historia.  El agregado de los padres de Peter como un eje que mueve la trama de principio a fin condiciona todas las acciones realizadas por Peter y los personajes que lo rodean. Toda esta trama surge como una especie de sombra que cubre la película y que seguramente veremos ampliada en la trilogía. Pero más allá de ellos su presencia, o más bien dicho su ausencia, son algo que repercute en todo el universo de Peter.  En su postura frente a la vida, en su relación con sus tíos, en ese permanente aire de chico perdido en medio de la marea (la escena en que se coloca los anteojos de su padre y que su tío le dice cuanto se le parece me recuerda un poco a la figura de Harry Potter, quien también carga con esa ausencia de los padres a quienes nunca conoció y de quienes solo sabe a través de referencias).

Las actuaciones son impecables. Encabezadas por un enorme Andrew Garfield, a quien se le nota inmediatamente que es fanático del comic. Andrew construye un Peter Parker lleno de capas, como cualquier ser humano. Se le ve como un adolescente tímido, pero a la vez inteligente y fuerte a su manera (esto queda claro cuando trata de defender a otro alumno de los abusos de Flash, pese a que tiene claro que va a salir perjudicado) es un chico normal, que mantiene todo su dolor adentro, que trata de lidiar con los problemas para si mismo. Pero que al mismo tiempo es consciente de las responsabilidad que carga sobre sus hombros, incluso antes de ser mordido por la araña (responsabilidades típicas de un adolescente), a las que después se suman las responsabilidades que adquiere como superhéroe. Pero de eso hablaré más adelante. En esta primera etapa se le ve a veces tímido, a veces inseguro, a veces molesto, es decir maneja la gama de emociones típica de una persona común (un amigable vecino, como diría Stan Lee), eso es lo que lo hace un personaje muy identificable y del que quisieras seguir sabiendo más. A todo este abanico de emociones, a toda esta variedad que Andrew Garfield expone en pantalla se suma esa nueva faceta que expone cuando se convierte en Spiderman. Esa veta graciosa e irónica que dota al personaje de una nueva dimensión, un rasgo que los fanáticos extrañamos en la adaptación anterior. Pero esta faceta del personaje, al igual que todas las acciones de los personajes en la película, no surge de la nada, hay chispazos del humor de Peter cuando no está como Spiderman, sólo que cuando se pone el traje este rasgo simplemente aumenta de forma exponencial. Gran personaje y gran actuación.

Su némesis en la cinta, interpretado impecablemente por Rhys Ifans, es el doctor Curt Connors es una clara muestra de los clásicos enemigos de Spiderman.  Esos personajes muy humanos, que en si no son villanos, sino que más bien tiene un objetivo que los lleva a cometer errores. Una persona seguidora de los comics de Spiderman notará que son muy pocos los villanos a los que el héroe enfrenta, que son verdaderamente malvados (tal vez Kingpin sea uno de los pocos que cae en esta categoría), más bien son personas perseguidas por sus errores o buscando algún objetivo que se riñe con las leyes y con los códigos, pero que para ellos son importantes. El Lagarto, que a decir verdad es el primer villano enteramente de Spiderman aparecido en las páginas del comic, entra perfectamente en esta categoría. Y el personaje creado para esta película lo demuestra aún más. El personaje de Rhys Ifans es uno de esos villanos que logran una verdadera empatía con el público. Nos preocupamos con él, conectamos con sus carencias, con ese objetivo de querer hacer un mundo sin discapacidades, empezando por él mismo. Pero siento que esa misma empatía que consigue con el público le juega un poco en contra, porque,  al menos en mi caso, siento que pierde un poco de peso cuando se transforma en el monstruo. No siento que los objetivos estén claros, más que nada porque las cosas suceden a un ritmo demasiado rápido. Tal vez un ritmo un tanto más pausado en estas secuencias, hubiese servido para hacer de El Lagarto uno de los grandes villanos de Marvel en el cine.

Pero una historia de un superhéroe no sería lo mismo sin la chica de sus sueños. En esta película ese rol lo ocupa Gwen Stacy, quien en el comic es la primera novia oficial de Peter Parker (aunque para ser justos, la primera persona con la que Peter salió en los comics fue Betty Brant, la secretaria de J.J Jameson, pero de eso hablaré en otra oportunidad), como sea, Gwen  es el primer gran amor de Peter, aunque su presencia se haya visto un tanto opacada por la gran popularidad que alcanzara Mary Jane en años posteriores. Emma Stone es la responsable de dar vida por segunda vez a este personaje en la pantalla grande (tal vez algunos no recuerden que el personaje ya había aparecido en la tercera película de la trilogía de Raimi, aunque lo más seguro es que no quieran acordarse por lo desvirtuado del personaje en esa película). En esta oportunidad el resultado es absolutamente perfecto. Emma Stone construye a una Gwen Stacy que tal vez no sea completamente la de los comics, pero que de todas maneras es un enorme personaje.

Martin Sheen y Sally Field hacen un enorme trabajo como los tíos de Peter. El tío Ben logra entregar esa figura paternal que Peter tanto necesita y en cada una de sus escenas deja en claro que el Tío Ben es el padre que Peter nunca tuvo. Además la química que reflejan ambos actores en pantalla reafirma esta relación y de verdad lucen como si en realidad fueran padre e hijo. La muerte del Tío Ben (y no creo que le arruine la trama a nadie al decir esto, porque es algo que toooodos saben) me pareció correctamente llevada y logra imprimir un enorme grado de emotividad. El llanto de Peter (interpretado una vez más de forma magistral por Andrew Garfield) resulta enormemente convincente y te estruja el corazón. Toda la secuencia está muy bien realizada,  no sólo la de la muerte sino también la que viene antes de esta. La discusión en la casa y ese mensaje que queda como una incógnita hasta el final de la cinta. Peter  trepado en la altura mientras ve a su tío buscarlo. Hasta la escena en la tienda y ese “No es mi política”.

Sally Field hace un estupendo trabajo como la Tia May. Ella se convierte en el refugio de Peter tras la muerte del Tío Ben y antes de eso es la típica muestra de una madre preocupada, pero al mismo tiempo cariñosa con quien se convierte en su hijo putativo.  Incluso se la ve desesperada cuando ve como Peter cae en esta especie de espiral autodestructiva tras la muerte e Tío Ben (las escenas de los huevos son preciosas y dicen mucho). Parece sumamente desconectada de todo lo que pasa con Peter (no en el terreno afectivo, sino que parece muy enterada de lo que puede estar pasando con su sobrino y eso la preocupa). Pero hay algo que me quedó dando vueltas tras ver la cinta ¿Sospechará que Peter se ha convertido en Spiderman? ¿Peter se lo dirá en algún momento? Creo que una secuencia como esa sería muy potente y muy interesante de ver.

La fotografía es exquisita. El color de la ciudad es oscuro y muy realista, pero se ve claramente. Las secuencias de Spiderman balanceándose por la ciudad. La opción de usas en la mayor parte de estas a dobles de acción y no a efectos CGI es muy acertada ya que le da a la cinta otro toque y aporta mucho al realismo de la cinta. EL diseño del traje (que fue tan criticado en su momento) me parece muy acertado, porque se ve sumamente real, no es el típico traje que parece haber sido creado por diseñadores, es más, como un traje que un adolescente ha adaptado para su propia comodidad.

En resumen esta película es un enorme ejercicio cinematográfico que va mucho más allá de las clásicas películas de superhéroes e intenta sumarse a la nueva tendencia donde estas cintas sirven como plataforma para tratar otro tipo de dilemas, ya sea personales, sociales o existenciales. Creo (y es mi humilde opinión ustedes pueden estar de acuerdo o no) que esta película es muy superior a la primera película de la trilogía dirigida por Sam Raimi, cuenta con personajes sólidos y bien definidos. Con un guion muy bien trabajado, con muchos momentos d4ramáticos, pero con un humor inteligente y muy bien utilizado. Con diálogos certeros y secuencias muy entretenidas que son incontables dentro de la cinta. Como fan de Spiderman esta es la película que estaba esperando, una que le hace justicia al héroe de los comics.  Soy feliz y ahora a esperar la secuela (que espero los rumores no sean ciertos y Webb quede a cargo de ella)

Cuídense y recuerden siempre que: “Un gran poder conlleva una gran responsabilidad”

Anuncios

Acerca de El Critico

Me gusta la television, soy un adicto y creo que para mejorarse lo mejor es compartir tu adiccion con otros.

Publicado el 23/07/2012 en Cómics, Cine, El rincón del crítico, Opinión personal y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. 3 comentarios.

  1. Estos son los detalles que me matan, por eso esperaba tu post ansiosa, mira que buscar una imágen de Gwen y una foto del personaje de la película con el mismo Tshirt, es de lo más meticuloso.

    Particularmente yo no veo a este Peter como una persona tímida (aunque en una parte el se extraña de que una chica le pregunta que va a hacer tal día y el aluda a una agenda inexistente, eso no quiere decir que sea tan retraído como sí sabemos que era el Peter de la versión anterior, quien no se atrevió antes a hablar con Mary Jane y quien nunca le confesó sus sentimientos) de hecho, es una persona bastante extrovertida, aunque “tranquila”.

    Esta perspectiva abarca a su vida “personal”. Yo no lo vi ni retraído, ni “sobrecargado” (moralmente hablando), es más, bien suelta que tenía la lengua XD. “Atormentado” era Peter 1, con esas miraditas escondidas y resignadas ante lo que ocurría a su alrededor. Este en cambio, es capaz de regresar a su casa y decir a su tía: “fue un día duro”.

    Por otro lado, más que “némesis”, yo veo a Connors como un “complemento”. Para mí, el villano de esta parte es Osborne, representado en el idiota de su secretario. Peter aprende de su relación con él, qué puede esperar si no se toma en serio sus responsabilidades. De los otros “villanos”, Peter no aprende nada. Es decir, en la primera versión, son más bien los “villanos” los que aprenden de él. Tanto el Duende Verde como Octopus, se dejaron llevar por su ambición personal, no por sus “aspiraciones humanitarias”, en cambio, Connors se negó en redondo a aplicar el experimento en los veteranos lo que produjo su despido. Esto no lo hizo abandonar sus propias aspiraciones, por eso se inyectó la fórmula, pero al contrario de los otros, no perdió la cabeza y por eso fue a por el idiota antes de que llegara al Hospital. Luego “se dio cuenta” de que, pese a los “tropiezos” iniciales, los efectos “realmente” eran beneficiosos para los humanos, que podían convertirse en una raza fuerte y sin carencias y fue entonces que decidió “compartir” la fórmula con todos. Ojo, ni siquiera atacó a los policías que le dispararon (no mató a ninguno), porque esa realmente no era su intención: EL QUERÍA SALVAR A LA HUMANIDAD. ¿Qué clase de villano hace eso?.

    Por eso es que me chocó que matara al Capitan Stacy de esa manera. Hubiera preferido que lo lanzara por los aires y hubiera caído “por accidente” encima de un tubo que lo matara a hacerlo “conscientemente”.

    Entonces tenemos dos bandos: Los buenos (Peter, “Connors” y el “Lagarto” que son “bastante parecidos” aunque Connors es un poco más vulnerable debido a su carencia, Gwen, que en esta película no es sólo la “novia de Peter”, es un personaje independiente, incluso heroico, los tíos de Peter y el Capitán Stacy) y los malos “el maldito de Osborne”.

    A la tía May por su parte no la ví desconectada, todo lo contrario, estuvo pendiente y dejó su dolor a un lado para apoyar a Peter, a quien en un principio vio efectivamente como que estuviera cayendo en una espiral destructiva (por la muerte de su tío) pero que inteligentemente, supo deducir que había algo más… y que ese algo más… podría tener que ver con cierto “personaje” que andaba por allí salvando al mundo. No creo que sea necesario que Peter le diga nada: “Una madre sabe”…

    ME ENCANTARON LAS ESCENAS DE LOS HUEVOS, ¡TODAS! y me encantó también el “guiño” a la primera versión (Cuando la tía May 2 le dice a Peter que quien diga que no es bueno se las tendrá que ver con ella, me acordé de ese momento en el que la Tía May 1 le habla de los superhéroes a Peter, mientras está embalando las cosas de la casa para mudarse).

    Con lo del traje hablas “figurativamente” hablando, ¿cierto? :D. Me refiero a que eso del traje adoptado por un adolescente para su comodidad es una metáfora que alude, por ejemplo, a los jeans, ¿cierto?, porque ni en los 80′ los chicos comunes y silvestres se vestían con “lycra” :D. En este sentido, ME ENCANTÓ TODO LO QUE TUVE QUE VER CON LA VESTIMENTA, desde la máscara/capucha hasta la búsqueda en internet del mejor material, la labor de espionaje a los nerds y por supuesto la confección en el “taller” de Peter. “AQUÍ SI ESTAMOS HABLANDO DE UN GENIO”. Con Peter 1 esta fasceta fue completamente descuidada: HASTA YO SABÍA QUE PETER PARKER ERA UN GENIO.

    Con respecto a si es o no superior, creo que en realidad o por lo menos para mí, es algo “diferente” y es que la primera versión de Spiderman se desarrolló en su tiempo “correctamente”, igual que lo hace ahora este rebot (y todos los demás de todas las series y cuentos que se han hecho en la actualidad).

    OJO-IMPORTANTE-NOTA: WEBB ES UN GENIO, porque mira que es la primera vez que he visto una cinta que busca darle un toque de “madurez” a un superhéroe y esto no es sinónimo de “oscuridad”, sufrimiento y/o en el peor de los casos, sordidez como ha sucedido con todas las cintas en este aspecto (Batman por ejemplo). Esta es una versión fresca, dinámica y elegante que puede disfrutar perfectamente toda la familia incluso los pequeñines como mi hermano que viven en el suelo y saltando desde las sillas imitando al hombre araña. ESTO ES GRANDIOSO.

  2. 1- Me costó encontrar la imagen, pero al final pude hacerlo y ponerlas juntas gracias a la magia del Photoshop 🙂 Y si te fijas la imagen de Peter vestido como Spiderman tambien es similar a su contraparte en el comic 🙂

    2- Puede que tengas razón con respecto a que Peter no es absolutamente tíido. Pero yo lo veo más que nada como el típico adolescente, es extrovertido en cierto punto, pero como todo adolescente tiene ciertos problemas para relacionarse con las chicas. Con Gwen es distinto, porque su relación se dio de forma bastante natural. Con respecto a lo aproblemado y atormentado que me resulta a mí Peter, creo que tiene que ver con lo multifacético que resulta ser Andrew Garfiel y con las distintas capas que logra darle al personaje. Creo que todo ese sarcasmo y ese sentido del humor es parte de Peter, pero que también podria ser una especie de escudo para protegerse y se refugia detras de su ironía. Al igual que cuando se viste de Spiderman se vuelve bocafloja cuando tiene miedo (esto es algo que Peter dice abiertamente en el cómic y que siento que está ciertamente implícito en la película)

    3- Es que esa es la escencia de los villanos de Spiderman, el no ser tan villano en lo absoluto. Tal vez villano no sea la palabra exacta, enemigo circunstancia lo reflejaría mejor. Yo diría que acá hay otra cosa que Web hace magistralmente, el separar a Conno y El Lagarto. Yo diría que es el doctor Connor es que es el aliado de Peter, mientras que El Lagarto es el enmigo de Spiderman. El Lagarto ayuda a Connor a lograr sus ojetivos y tienes razón al decir que es menos villano que otros de Spiderman. A mí me hubiese gustado que, al igual que en el comic fueran dos entes separados (porque en los cómics Connor no tiene idea que pasa cuando es El Lagarto y El Garto a su vez no tiene idea que es el Doctor Connor) Eso hubiese dado otro giro a la historia.
    Y tienes razón al decir que el gran villano de esta película es Osborne (por cierto ¿te acuerdas en quien se convierte después Osborne? 🙂 ) y creo que será el grtan villano de la trilogía.

    4- Con respecto al traje adoptado me refiero a que tomó un modelo y lo adató para hacerlo el traje de Spiderman, puede haber sacado la idea de los gimnastas que usan mallas para sus competencia o de los Luchadores de Lucha Libre 🙂 A mí tambien me encantó toda esa preparación del traje y los webshooters. (¿A qué te refieres con labor de espionaje a los nerds?) A todos nos hizo falta esa muestra de genio e ingenio de Peter en la anterior trilogía y me gustó mucho que lo recuperaran 🙂

    5- Y sí, es diferente y me alegró que se hayan arriesgado a hacer una película con elementos adultos sin hacerla completamente oscura (cosa distinta es la de Batman que por su fuente y su estética “necesita” ser oscura y tener ese ambiente un tanto tétrico)

    Muchas gracias por comentar y nos escribimos 🙂

  3. 1. ¡Tienes razón!.

    2- ¡No tiene problemas con las chicas!. No este Peter. Es decir, el en serio se sorprendió de que Gwen “no supiera su nombre” y luego se quedó como “uff, menos mal”, pero en cuanto a las otras chicas, ¿qué oportunidad tenían si siempre estuvo enamorado de Gwen?. (Por lo menos es lo que entendí).

    Hay una parte, en la que un policía dispara a Peter y este empieza sarcástico a decirle que él estaba haciendo su trabajo y termina lanzando enojado el arma hacia un lado. Ese es el único momento en que Peter (No Spiderman) pierde el control (desde mi punto de vista) con respecto a la “búsqueda” que estaba llevando a cabo con fines “vengativos”. Ese día de por sí ya estaba de mal humor y allí si te doy la razón cuando dices que se escondía detrás de la ironía, pero no era para protegerse, era su rabia lo que escondía, su frustración al no encontrar al atacante de su tío. Esa fue mi impresión.

    En cuanto a lo bocafloja, se vuelve así cuando está nervioso y eso lo hace siendo Peter o siendo Spiderman :D.

    3. Yo por el contrario no vi que ambos personajes “se separaran” y me encantó eso. El Dr. Connors no pierde la conciencia de quien es al transmutarse, es más, busca “salvar” a los veteranos siendo El lagarto, no ataca a Gwen, no “mata”… etc. Los desastres que causó en el puente fueron meramente “circunstanciales”… El tipo no dominaba su nueva “fuerza” y fue pisando todo y tirando cosas al agua en su afán de detener al Idiota (¿Cómo rayos se llama?. Si no me lo dices lo seguiré llamando idiota por el resto de la eternidad).

    Es todo lo contrario de Octopus o el Duende Verde o el Spiderman Negro (que son los que conozco XD). En todos ellos se notó enseguida cuando el cerebro les hizo “cu-cú”. En el Connors/Lagarto nunca se dio). Por eso no me gustó que matara al Capitán Stacy como lo hizo.

    ———-///
    A mí me hubiese gustado que, al igual que en el comic fueran dos entes separados (porque en los cómics Connor no tiene idea que pasa cuando es El Lagarto y El Garto a su vez no tiene idea que es el Doctor Connor) Eso hubiese dado otro giro a la historia”.
    ———-///

    Completamente de acuerdo, pero como te digo, me gustó más de esta forma. Hacerlo como en el Comic como tu dices, hubiera sido mucho copia a El Duende Verde.

    ———-///
    Y tienes razón al decir que el gran villano de esta película es Osborne (por cierto ¿te acuerdas en quien se convierte después Osborne? ) y creo que será el grtan villano de la trilogía.
    ———-///

    Con mucha más razón, prefiero que Connors se mantenga como hasta ahora. Y de hecho, quiero que pase lo mismo con Osborne, que no “olviden” quienes son bajo los efectos de cualquier droga: Eso sí que sería darle un giro gigante a la historia porque convertiría a Osborne en un VERDADERO villano, malo el desgraciado, tanto para ser capaz de haber mandado a matar a los padres de Peter. (By the way, ¿los padres de Peter están muertos?). Da la impresión de que “escaparon”…

    4. En la película yo ví no que “adaptara un traje deportivo” sino más bien que lo creara, desde la composición química del “spandex” hasta el diseño aerodinámico (eso sí, tomando en cuenta los “consejos” hurtados a los nerds.

    ———-///
    (¿A qué te refieres con labor de espionaje a los nerds?) A todos nos hizo falta esa muestra de genio e ingenio de Peter en la anterior trilogía y me gustó mucho que lo recuperaran
    ———-///

    Luego de una de sus incursiones acrobáticas con su ropa normal y la “máscara”, Peter llegó a casa y se puso a buscar en internet los distintos materiales que podría usarse para “deportes”. Después, en la escuela, siguió a dos alumnos, laptop en mano, que estaban discutiendo precisamente acerca de la versatilidad del traje y de porqué “seguramente” usaba o no algo.

    5. Yo creo que la diferencia está en que Batman no es necesariamente un héroe y el lo sabe. Por otro lado, “Gotica” no podía ser de otro modo, siendo como era el Reino del Caos.

    Saludos,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: