El rincón del Crítico: La decadencia de las series Disney


Hola trastornados, soy El Crítico y desde Chile abro esta nueva sección donde pretendo hablar de cine y televisión con un punto de vista bastante particular. Antes que todo quiero darle las gracias a Camilo Salvetti, por permitirme ser parte de este blog que está recién naciendo.

También quiero expresar mi apoyo a todas las personas que lo están pasando mal en este momento, a causa del terremoto, quienes tengan familiares en Japón, va toda mi fuerza desde acá. Espero que estos pequeños párrafos le sirvan aunque sea para distraerse un poco de toda esta tragedia.

Así que… vamos a lo nuestro.

Hubo un tiempo en que Disney hacía buenas series. ¡En serio!, tal vez los más jóvenes no lo recuerden, pero a mediados de los noventa, hubo una buena cantidad de series animadas que hoy son consideradas clásicos de culto como Patoaventuras, Darkwing o Gárgolas por nombrar sólo algunas.  Bueno eso fue mucho antes de que Disney se convirtiera en una fábrica de muñequitas Barbie con tendencia al exhibicionismo (sino miren a Vanessa Anne Hudgens, que no contenta con salir con fotos desnuda en la Internet una vez, lo hizo dos. Y en ambas ocasiones le “robaron las fotos” ¡Mira tú que casualidad!). Junto con la llegada de esta horda de personajillos de dudoso talento la calidad de las series exhibidas en este canal bajó ostensiblemente llenando la programación con sitcoms llenas de gags prefabricados, predecibles y que solo a los niños bajo la barrera de los diez años podrían sacar alguna carcajada.

Así que en unos cuantos párrafos, me voy a dar el tiempo de analizar dos series que creo que son la punta de lanza que demuestra cuan bajo ha caído el canal del ratoncito más famoso de la historia.

1.- Hannah Montana:

Esa misma cara tenía yo cuando vi tu serie por primera vez

Sé que muchos estarán tomándose el cabello y diciendo con voz quejumbrosa: ¡¿Cómo se te ocurre meterte con Hannah Montana que es una ídola y un modelo a seguir?! (Cuando no está fumando salvia o mostrando el culo en las discotecas por supuesto).

Lo cierto es que debo nombrarla porque es casi un símbolo del estado actual de Disney.

Para ser sincero esta debe ser la peor sitcom que me ha tocado ver en mi vida. Los gags son malos, llenos de chistes fáciles que pretender ser graciosos. Además los temas en torno a los que gira la serie no pueden ser más repetitivos, los problemas de la protagonista para equilibrar su vida: ¡ay que me pillan! ¡No pueden descubrir mi secreto! ¡Odio mi vida! (Oye tú niñita, ganas más plata que Obama así que deja de quejarte) o sino el padre de esta chica tiene algún problema: que sus hijos no se llevan bien (sin contar los innumerables chistes que se hacen ¡acerca de su pelo!), o su hermano: ¡ay que no tengo novia! Tal vez (y digo sólo tal vez) los momentos medianamente graciosos vengan de mano de Rico, el personaje de Moisés Arias, pero aparece tan de vez en cuando que casi no vale la pena nombrarlo.

Pero si hay algo que me molesta de sobremanera es:  la peluca. ¿Como una persona con un poquito de materia gris va a pensar que nadie, en todos estos años no ha descubierto quien es Hannah Montana? ¡Es sólo una puta peluca! Es como todo el asunto de Superman y Clark Kent, es igual de tonto, y yo diría que es aún peor, porque por lo menos Superman, se comporta completamente distinto cuando usa el traje y cuando es Clark Kent. Pero esta mina ¡Actúa completamente igual todo el puto tiempo! No tiene absolutamente ningún sentido. ¿Qué acaso esta gente vive en algún lugar de imbecilandia? ¿O les hicieron una lobotomía antes que empezara la serie? Porque de otra forma no me lo explico.

De la calidad de las actuaciones, prefiero no hablar, ninguna de las personas que actúa en esta serie, bueno en todas las de Disney en realidad, son actores, por más lecciones de actuación que les proporcione la cadena. El perro moteado no pierde las manchas por más que lo bañen.

No le pongo nota a esta serie, porque si lo hiciera me quedarían debiendo, y mucho.

2.- Lo Hechiceros de Waverly Place:

Tranquilos chiquillos JK no nos va a demandar

Tomando la moda de la magia y lo místico que se ha instalado en el cine en los últimos años Disney decidió sacar esta serie. La historia es la de tres hermanos que se entrenan para ser hechiceros mientras tratan de mantener oculta su identidad al mundo (¿dónde he escuchado esta historia antes?, parece que había un libro…  ¿Henry Peter?… ¿Perry Otter? o algo así) bueno la cosa es que los tres hermanos tienen las típicas personalidades estereotipadas de los sitcoms de este tipo, la chica floja y mala para los estudios(Alex), el típico nerd amante de las reglas (Justin) y el hermano pequeño que es todo un desastre (Max). Las historias son casi siempre lo mismo, repetitivas hasta el cansancio, incluso más que en Hannah Montana, y es porque siguen un patrón que parece recorrer toda la serie: Alex  o Max se meten en problemas y Justin o sus padres terminan ayudándolos. Sin contar los típicos líos adolescentes edulcorados, marca de fábrica de la factoría Disney.

Estas dos series, son solo una muestra de la enorme falta de creatividad de esta compañía que en algún momento nos regaló  buenos productos y que ahora en nombre de la comercialidad y con el signo de dólar pintado en los ojos nos entrega esperpentos como estos. Espero que algún día podamos volver a los momentos que acompañaron nuestra infancia y que Disney pueda levantar cabeza. Aunque con la aparición de Phineas y Ferb, aun conservo un poco de esperanza.

Anuncios

Acerca de El Critico

Me gusta la television, soy un adicto y creo que para mejorarse lo mejor es compartir tu adiccion con otros.

Publicado el 11/03/2011 en El rincón del crítico. Añade a favoritos el enlace permanente. 13 comentarios.

  1. Te aplaudo Crítico, tu crítica está genial 😉 Bienvenido a bordo!

  2. A mí también me encantó y la “reblogueé” en el blog del HdR.
    Saludos

  3. No solo los liveshows en disney. Echale un vistazo a las caricaturas de hoy: Bob Esponja, Phineas y Ferb, Invasor Zim… prende nickelodeon o disney channel y escoje la que quieras, ya no hay caricaturas como El Coyote y el Correcaminos y bugs bunny,

  4. Hola, Felicidades por el blog.

    En cuanto a lo que es, te concedo razón, sobre todo en eso de que estas series “son” para chicos de 10 años o menos aunque debo decir que a mi que tengo 36 y me ha tocado sentarme a verlos con mis sobrinas (sobre todo a los “Hechicerros” – así le dice la más grande de 4 años – de los cuales, como no tengo cable en casa, veo una y otra vez los mismos capítulos de la primera temporada hasta que suelten del cable las demás) me han sacado mis carcajadas.

    Más que Hanna Montana, a mi parecer, los Hechiceros tienen sus moralejas y se comportan como chicos normales, pese a las “sobreactuaciones” que dicho sea paso, creo que son parte de la broma, sobre todo en Justin.

    Probablemente este sea el porqué gustan tanto a los chicos (sobre todo a las nenas) que es lo mismo de porque les gustan las revistas rosas en donde salen miles de chicos y en cada una te dicen lo mismo: ¿qué color debes vestir?, ¿cuál es el labial que mejor que te va?, etc.

    Creo que todo debe verse objetivamente, desde la perspectiva del mercado meta y de hecho, dentro de la misma categoría: Es más difícil comparar/evaluar dibujos animados infantiles con series que entre sí.

    Si comparo Hanna Montana con Los Hechiceros de Waberly Place, me quedo con los Hechiceros (dicho sea de paso, entre mis preferidos están los capítulos en los que van al campamento, en donde hacen referencia a Harry Potter).

    Por otro lado, en cuanto a Phineas y Ferb, me ha tocado ver poco, pero vi un capítulo en el que la hija del doctor loco tenía que recuperar para su padre una lámpara (que en realidad no era una lámpara) que a su vez, la hermana de Ferb (Creo que es la hermana de él y no de Phineas) quería regalarle no recuerdo a quien y que al final, Phineas le ayudó a recuperar. Estuvo divertido :D.

    En cuanto a los dibujos animados “clásicos”: ¡Wao!, ¡que vuelvan todos! además de los que mencionas (Gárgolas es mi preferido de los que mencionas): Fábulas del bosque, Mazinger Z, Los Caballeros del Zodiaco, Los Thundercats, Capitán Futuro, Dragon Ball, Supercampeones, El samurai Fugitivo, la imperdible Candy Candy, El galáctico, etc., etc., etc. 😀

    Saludos y nuevamente, felicidades por el blog.

  5. Gracias a todos por las feilicitaciones, Tito y yo hacemos lo posbile para que el blog siga creciendo, de a poco, pero creciendo al fin! 😉

  6. Faaa muuy buena crítica. Tenés la posta.

  7. muy buena tu critica, y comparto tu opinion, soy una persona de mas de 36 años y recuerdo esas series que hacia disney para la television por ahi de los años ochenta, que eran encantadoras y te enseñaba los valores morales, y las comparo con estas (solo me atrevi a mirar un capitulo de Hanna y otro de los hechizeros) son una basca de perro callejero, ojala y Disney retome su camino por el bien de los niños.

  8. Rai Ravenclaw

    excelente.. me gusto mucho es my cierto esas series son horribles no tienen gracia y si son muy repetitivas.. prefiero mirar al techo que verlas e.e igual que snny entre estrellas son muuy malas :S..

  9. Les doy a todos muchísimas gracias por los comentarios, son esas cosas las que hacen que uno se esfuerce más cada día.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: